The King of Fighters cumple 25 años legendarios

El título de SNK ha tenido una historia llena de hitos, desde la época dorada en los 90’s, hasta la quiebra de la empresa y variadas resurrecciones, hasta su paso al 3D en la actualidad. La saga japonesa tiene un vínculo inquebrantable con Latinoamérica y sus maquinas fueron parte del paisaje fijo de la mejor época de los flippers en Chile.

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

El 25 de Agosto de 1994 se lanza The King Of Fighters 94  en Arcade, un título que reunió los mejores personajes de las sagas de SNK en ese momento como Art of Fighting y Fatal Fury, además de personajes de Ikari Warriors.

Este experimento fue un verdadero éxito ya que fusionó los estilos en equipos de a 3 personajes y que en su edición de 1995 permitió editar los equipos y generar estrategias para poder llegar a los jefes de las sagas (Primero de Orochi y luego de NESTS)

Junto con un Gameplay a toda prueba The King Of Fighters debe ser de los juegos con el mayor lore de toda la saga, ya que se intersectan las historias de los personajes, sus títulos respectivos, pero también la de cada edición de The King of Fighters.

La época dorada y el Dream Match

Uno de los mejores elemento de The King Of Fighters es su variedad, tanto en la cantidad de personajes por edición, como también entre años. Cada título se siente distinto y acá no vamos a esconder una de las grandes discusiones de los fans de la saga: ¿Cuál es el mejor de todos?

Desde el sistema de alto daño y difícil ejecución de 94 a 95, pasamos juegos más tácticos y con una mayor velocidad como 96 y 97, para culminar en un título tan variado, sofisticado y divertido que hasta el día de hoy es el estándar por el que se miden todos los KOF.

The King Of Fighters 98: The Slugfest fue lanzado el 23 de Agosto de 1998 para Arcade y para cada sistema imaginable en su momento, contando con dos reediciones «Ultimate Match», para Playstation 2 y Xbox Live Arcade el 2008 y Final Edition para PC y Arcades NESICA el 2011.

El juego lo tiene casi todo y con perspectiva histórica, se siente como una carta de despedida de todo lo que hacía grande a SNK clásico: jugabilidad a toda prueba, gran variedad de personajes (incluyendo versiones alternativas) y modos y un sistema que apela a quien ingresa por primera vez a los juegos de pelea como a los maestros con mayor experiencia.

La época oscura

Dos juegos de la saga fueron publicados por la empresa coreana Eolith, que compró a SNK tras la quiebra. 2000 y 2001 se lanzaron para Arcade en un sistema de Neogeo que ya empezaba a mostrar sus años, esto llevo a reutilizar gran parte de los sprites de otros juegos anteriores. La parte gráfica y el gameplay fueron los que más sufrieron en este saga de Nests y solo en la reedición de 2002 a través de Ultimate Match, se pudo salvar este juego.

Aquí lo complejo de hablar de esta época: son disfrutados por un gran porcentaje de personas. Incluso hay gente que, nublada por las versiones hackeadas tan presentes en los flippers de la época que permitían jugar con barra de poder infinita y combinar una combinación rota contra otra, defienden esta versión a mano partida.

La época de Eolith y Playmore nos trajo versiones con una jugabilidad cuestionable, un estilo gráfico pobre y poco interesante, estrujando esta saga tanto en Arcade, como también en mediocres versiones en 3D como Maximum Impact y otras intermedias como NeoWave.

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

Hay una pequeña pausa en donde se recuperó la calidad de antes, pero el público ya no estaba ahí. XI, XII para Playstation 2 y XIII para Playstation 3/360 presentaron un estilo gráfico y un gameplay mucho más refinado. Especialmente XIII que tiene uno de las animaciones 2D más atractivas y subvalorada de los últimos años. Pero salvo para un público de nicho, los juegos pasaron desapercibidos.

Pese a las críticas iniciales por su aspecto gráfico, KOF XIV trajo de vuelta la buena voluntad de la gente por la marca y SNK agarró ese momentum, sacó el «Playmore» de su nombre y lanzó un soberbio Samurai Showdown. Incluso, ya se anuncia el desarrollo de un KOF XV, que sería develado próximamente.

Un juego profundamente latinoamericano

Los videojuegos son productos culturales y tienen comunidades activas y variadas, en ese sentido pese a ser un título japonés su presencia en los arcades desde «El Río Bravo a la Patagonia».

No existe país de américa latina que no tenga, especialmente en sus clases populares, un lugar especial en el corazón para The King Of Fighters, especialmente México, Brasil y por supuesto Chile.

El título de SNK fue durante décadas uno de los más presentes en los flippers, gracias en parte al uso de su sistema MVS y la gran cantidad de placas clonadas existentes. Mientras Capcom optaba por un sistema CPS2 y CPS3, con «baterías suicidas» y CD de seguridad, KOF seguía corriendo en un sistema lanzado en 1990.

La emulación también jugó un papel importante en este proceso, con programas como NeoRage que podía emular de forma bastante aceptable la colección completa de arcade en PC de muy baja gama a fines de los 90’s.

rage_player_controls

Hoy existen comunidades latinas que siguen dándole un espacio a través de Fightcade a títulos como KOF 98 y generando streamings con un  buen porcentaje de público.

Por un tiempo, la maquina de KOF convivió con la llegada de los tragamonedas a los almacenes de barrio. El punto de entrada para disfrutar de lo mejor de SNK fue una ficha, un rom ilegal o una consola pirateada, esta saga está íntimamente ligada con lo más popular de Latinoamérica.

Lo incombustible de la saga y su cuarto de siglo, tiene mucho de paralelo con la presencia del juego en nuestro continente, tanto en el Flipper con controles marcados por la ceniza de un cigarrillo mal apagado como en los «Funcenters» de los malls, llenos de maquinas expendedoras de boletos.

jmi3mb349dh01.png

The King of Fighters es calle y choreza, pero también historia personal. Si bien la saga no está en la primera línea del EVO, el espíritu del dream match no muere y puede encontrarse completamente digitalizado para el disfrute de las nuevas generaciones con el relanzamiento de colecciones y las versiones Arcade para sistemas como XBOX One, PS4 y Switch.

Esperamos que estos 25 años traigan muchas más sorpresas,  desde el barrio hasta los sistemas de alta definición. The Dream Match Never Ends.

 

 

Autor: Jorge Inzulza

Periodista, mente inquieta

Opina con nosotros.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.