Twitter empodera la cámara del celular y quiere tener conversaciones más constructivas

El sitio de microblogging tiene una misión clara: transformar a la cámara del celular en un punto clave de lo que se comparte en el sitio y abandonar de forma visible los numeros de Retweets y Favoritos para evitar que lo más leído afecte el discurso general de la plataforma. ¿Lo lograrán?

Twitter se encuentra cerca a cumplir 13 polémicos años, pasando de ser un sitio para comentar lo que sucede, a espacios en donde marcas, instituciones y personas se encuentran en el mismo pié para compartir material y establecerse.

Pero también se ha transformado en un espacio hostil por lo volatil de las discusiones, la presencia de bots y la normalización de discursos de odio. Por cada cuenta informativa, personalidad o espacio de humor y memes, hay una persona que expresa con toda libertad que las mujeres no deben derechos, que ciertas nacionalidades deben desaparecer o que formas de pensar enteras deberían ser consideradas ilegales, todo bajo el manto de la libre expresión.

La nueva cara de la aplicación

Jack Dorsey, CEO de Twitter ha defendido esta práctica, ya que considera que es importante conocer las opiniones de todos y que está en mano de los usuarios y luego de los moderadores humanos y de inteligencia artificial actuar contra quienes abusen la plataforma.

1, 2…. al Aire

Uno de los cambios más fundamentales de Twitter es el impacto que ha tenido en la inmediatez y en la formalidad de la entrega de información. Los 140 caracteres moldearon la forma con que se interactúa con la comunidad. Mientras Facebook se transformó en un espacio en donde todo cabe e Instagram llevó la imágen y el branding personal a otro nivel, Twitter es la realidad sin censura, directa y sin filtrar (mayormente).

Fue justamente la rapidez de Twitter la que levantó el engaño de Mega en el uso de imágenes falsas en la cobertura del 8 de Marzo y los que llevaron al CNTV a Canal 13 por el uso de la imagen Ex Presidenta Michelle Bachelet en un reportaje sobre Venezuela en donde ella no era nombrada.

Ese valor de lo inmediato y de que todos podemos ser corresponsales de lo que sucede y dialogar con la audiencia con solo el teléfono, es a lo que apunta Twitter ahora, revelando nuevas opciones y filtros para quienes realizan transmisiones en vivo.

Actualmente la plataforma tiene servicio de Streaming limitado vía Periscope y se pueden integrar videos de hasta dos minutos. Hasta el momento no se anuncian cambios en esos formatos, pero si que la cámara será mucho más fácil de acceder y con filtros y hashtag predictivos en base al lugar físico en donde estás transmitiendo.

Esto abre nuevos argumentos sobre lo pertinente que es para llegar al gran público y como evitamos llenarnos de Streamings de baja calidad como los que existen en Facebook, en donde por largas horas se transmite sobre «lo que pasa en la calla» en base a grandes dosis de especulaciones, mala información y falta de ética.

El video editado y con producción, muy usado por CM es instituciones, puede verse con menos interacción que una transmisión en vivo. Si bien hoy existen programas que permiten transmitir profesionalmente vía Twitter a través de software dedicado al Streaming, el foco en el Smartphone que está tomando la compañía abre varias dudas, especialmente en Chile en donde la transmisión de datos en vivo es limitada y de baja calidad.

Famosos en Internet

Todas plataformas tienen sus celebridades y Twitter no está lejano a eso. Incluso cambios en los Timeline las hacen más presentes debido al alto número de Retweets y Favoritos que reciben. Lo que no quiere decir que están en lo correcto, pero tienen un público que respalda sus publicaciones.

En medio de discusiones más complejas sobre género, raza, dinero, política y sociedad es complejo no dejarse llevar por la masa. Existen llamados masivos a manipular Trending Topcis, para silenciar y bloquear usuarios, pero también para artificialmente potenciar mensajes que poco ayudan al debate, a través de bots.

Twitter en cierta forma es bastante agotadora y poco regulada y son los usuarios los que deben colocar barreras y no dejarse llevar por la industria del odio y la sobreracción.

La compañía tiene un sistema en donde solo actua y cierra cuentas en casos de abusos reiterados e ignora estas campañas para silenciar, en búsqueda de resultados y reportes más orgánicos.

Para eso se busca eliminar de forma visible los números de Retweets y likes alcanzados para que una sola opinión no domine la discusión.

El tema en si no tiene que ver con los números, tiene que ver con la calidad de la discusión y la brutal cantidad de bots existentes en la plataforma. Bajo el manto de la «libertad de expresión» se ha normalizado la ignorancia y el odio, colocándole la tarea de parar esas afiebradas cuentas o posteos que creen que así como el «papel lo aguanta todo», entonces Internet también».

Sin duda se vienen cambios importantes dentro de la plataforma de microblogging en momentos de su consolidación, pero queda la duda sobre si estos apuntarán a los principales problemas que aquejan al espacio y no solo las cubran con una capa de papel mural.

Anuncios